El Gobierno aprueba el aval de los primeros 20.000 millones en créditos para garantizar la liquidez de empresas y autónomos

Poradmin

El Gobierno aprueba el aval de los primeros 20.000 millones en créditos para garantizar la liquidez de empresas y autónomos

El Consejo de Ministros del día 24 de marzo aprobó el Acuerdo que recoge las características del primer tramo, por importe de hasta 20.000 millones de euros, de la Línea de Avales para empresas y autónomos para optar a los avales públicos de los créditos de hasta 100.000 millones de euros, prometidos por el gobierno, para sostener en la medida de lo posible la difícil situación financiera de las empresas, en esta crisis global del Covid-19. 
El Estado ofrecerá, por el momento, el aval público en 20.000 millones, la mitad para las pymes y autónomos y la otra mitad para las grandes compañías. El aval para las pymes alcanzará el 80% y para las grandes será entre el 60% y el 70%. Es decir el ICO asumirá el 80% del riesgo de impago en los nuevos créditos y renovación de los preexistentes a pymes y autónomos. Sin ese aval público, los bancos podrían cerrar el grifo del crédito a las empresas. «Con este nivel de avales habrá más facilidad para que los comités de riesgos de los bancos concedan esos créditos», ha dicho Montero.
María Jesús Montero, ministra portavoz ha apuntado que la vigencia de los avales tendrá la misma duración que la vida del préstamo, con un máximo de 5 años. Y ha subrayado que los avales para afrontar distintos pagos, “desde salarios a necesidades de circulante pasando por obligaciones financieras o tributaria”. En caso de que esas garantías públicas por 20.000 millones se consuman, se activarán automáticamente los 80.000 millones restantes.
Podrán solicitar estos avales las empresas y autónomos afectados por los efectos económicos del COVID-19, que no estuvieran en situación de morosidad a 31 de diciembre de 2019 y en procedimiento concursal a 17 de marzo de 2020. Y las solicitudes serán a través de las entidades financieras que tienen acuerdo con el Instituto de Crédito Oficial (ICO), y con carácter retroactivo desde que se activó el estado de alarma. 
Se podrá solicitar la garantía para sus operaciones hasta el 30 de septiembre de 2020, y podrán usarse para financiar préstamos nuevos y refinanciaciones de las empresas y los autónomos que no pueden afrontar pagos, debidos al parón de la actual crisis del coronavirus. El coste del aval, de entre 20 y 120 puntos básicos, será asumido por las entidades financieras. No existe ningún criterio fijado por el Gobierno para el tipo de interés al que prestarán el dinero los bancos, que serán quienes lo fije, aunque la ministra Montero confía en que será un interés «razonable».
La Línea de Avales para empresas y autónomos, recogida en el Real Decreto Ley 8/2020 de medidas urgentes extraordinarias para hacer frente al impacto económico y social del COVID-19, garantizará los nuevos préstamos y las renovaciones concedidas por entidades financieras a empresas y autónomos para atender las necesidades de financiación derivadas, entre otros, de pagos de salarios, facturas, necesidad de circulante u otras necesidades de liquidez, incluyendo las derivadas de vencimientos de obligaciones financieras o tributarias.
Las patronales CEOE y Cepyme han valorado positivamente la concesión del primer tramo de avales por importe de 20.000 millones de euros a empresas y autónomos. Igualmente han valorado que el Gobierno haya atendido a la necesidad de retroactividad de estos avales con fecha del 18 de marzo, y el refuerzo de las garantías que deben ofrecer la pequeña empresa y los autónomos para el acceso a la financiación.
Desde ATA también han valorado positivamente que las líneas ICO puestas en marcha vayan a contar con un aval estatal del 80% y agradecen “agradecen la gestión de la CEOE”. A su juicio, esta medida va a facilitar el crédito, para garantizar la liquidez de autónomos.
FUENTE: ADADE CENTRAL

Source: econsulting

Poradmin

El Gobierno aprueba el aval de los primeros 20.000 millones en créditos para garantizar la liquidez de empresas y autónomos

Los 15 análisis de marzo de Xataka: 7 móviles, auriculares de varios tipos y todas nuestras reviews con sus notas

El tercer mes del año ha sido un mes de bastante novedades y ya las había de febrero, por lo que hemos tenido también un buen surtido de análisis en este mes de marzo. Como solemos hacer en cuanto acaba el mes, los recopilamos en una selección para que tengáis más fácil echarles un vistazo.

Los móviles han sido el producto más analizado durante este mes, a medida que las novedades del primer trimestre de 2020 van estando disponibles. Ha habido también interesantes modelos de auriculares, uno de ellos bastante peculiar, que por fin han pasado por nuestra mesa de análisis, os los ponemos a continuación con sus características principales, notas y precios.

Leer más

Poradmin

La huella y el reconocimiento facial conquistaron nuestros móviles: ahora (ya era hora) van a por nuestros portátiles

La huella y el reconocimiento facial conquistaron nuestros móviles: ahora (ya era hora) van a por nuestros portátiles

Qué bien se vive sin tener que estar metiendo (tanto) el PIN o el patrón en el móvil. Es algo que los usuarios de móviles hacemos ya mucho menos porque los lectores de huella y los sensores de reconocimiento facial son ahora mucho más seguros cómodos y rápidos.

Esa conquista se extiende ahora poco a poco a los portátiles: varios son los equipos basados en Windows que integran alguna de estas dos opciones, y los MacBook también han empezado a incluir un sensor TouchID. Una patente revela ahora que en el futuro también podrían dar el salto a sensores FaceID, y eso nos plantea un debate: ¿qué es mejor para el portátil y el móvil, el sensor de huella o el reconocimiento facial?


Leer más

Poradmin

¿Pueden obligarme a coger vacaciones por el coronavirus?

Los afectados pueden reclamar esos días de descanso a través de la Ley Reguladora de la Jurisdicción Social

Encerrados en casa, sin poder visitar otro país o ir a la playa, y preocupados por llegar a fin de mes. No es la estampa más apetecible para unas vacaciones. No obstante, está es la realidad de muchos trabajadores, en cuyas empresas han transformado los días de cuarentena en días de “descanso”. El presentismo laboral tienen un gran peso en el mercado del trabajo español y no todos los sectores se han podido adaptar al teletrabajo. Antes de que se decretase el estado de alarma, la actividad de las empresas comenzó su caída en picado. Parte de la plantilla ya no era necesaria y la mandaban a casa con vacaciones a la espera de las decisiones del Gobierno. 

El aliciente para estos trabajadores es que al menos cobrarían hasta que se aplicase un ERTE en su empresa. Cientos de asalariados aceptaron para evitar conflictos con sus superiores o un posible despido. Ahora, no saben si fue la decisión correcta o si podrán reclamar esos días en un futuro. Esta práctica sigue en marcha y algunas empresas todavía deciden recurrir a ella para evitar el ERTE. Joaquín C. Casanovas, abogado laboralista, profesor de la URJC, explica cómo deben actuar los trabajadores en estos casos.


¿Me pueden obligar?

La respuesta es un rotundo no. “La regla general es que la empresa no te puede obligar nunca a disfrutar de unas vacaciones en unas fechas concretas”, explica Casanovas. Aún así, puede existir algún tipo de limitación en el convenio colectivo del sector, de la empresa, o según lo pactado en el contrato. “El convenio colectivo puede determinar que una parte de las vacaciones se tengan que disfrutar en unas fechas determinadas por la empresa. Por ejemplo, que de 30 días, 15 se tengan que disfrutar en el mes de agosto y el resto sean de elección personal”, explica el abogado laboralista. 

No obstante, “es prácticamente imposible que el convenio o el contrato contemple que el trabajador se coja las vacaciones en el momento en el que el empresario quiera. Básicamente porque va en contra del derecho de descanso que tiene el empleado por la labor prestada”, añade.


¿Qué apartado de la ley lo prohíbe?

Aunque no hay una prohibición como tal, el art. 38 del Estatuto de los Trabajadores establece que las vacaciones se van a disfrutar según el convenio o lo pactado en el contrato, que deberá decidirse de mutuo acuerdo entre las partes implicadas.


Si me niego y amenazan con despedirme, ¿qué puedo hacer?

Tiene la opción de recurrir a los tribunales y la Justicia le dará la razón al trabajador. Joaquín C. Casanovas recomienda que antes de llegar a este punto, el afectado cuente con las pruebas suficientes. “Si la empresa te obliga, que mande por escrito la exigencia de cogerse las vacaciones, y si además amenaza con despedirte, que también deje constancia por escrito”, aconseja. Este paso ya puede hacer que la empresa se replantee su decisión, aunque si finalmente hace efectivo el despido, “decidirá un juez”. 

En tal caso, el trabajador deberá iniciar un procedimiento en la Ley Reguladora de la Jurisdicción Social y el conflicto se resolverá mediante un proceso judicial. De demostrarse la amenaza y el despido improcedente, el empleado deberá ser readmitido en su puesto, en igualdad de condiciones y cobrando el sueldo correspondiente a los días que no trabajados o, por el contrario, abonarle la oportuna indemnización por despido.

El abogado señala que, en un escenario en el que la empresa le haya sugerido cogerse vacaciones para cobrar hasta que presente el ERTE, el trabajador también “podría iniciar un procedimiento de reclamación de cantidad durante el periodo de un año”. De igual manera, tras iniciar un proceso en la Ley Reguladora de la Jurisdicción Social, la empresa debería argumentar por qué no le ha pagado. “Es una situación muy nueva y la casuística no está bien definida”, advierte Casanovas. “Habría que analizar la situación de cada empresa. Si el negocio siguió funcionando, el trabajador tendría derecho a cobrar esos días, y la empresa tendría las de perder”, aclara. 

Si por el contrario, “la empresa tuvo que cesar su actividad de forma total por causa de fuerza mayor, cabe la posibilidad de que no tenga que pagar los días a los trabajadores”, añade. En este caso, el afectado podría meterse en un proceso judicial que le costará tiempo y dinero sin poder recuperar los días no pagados.


¿Puedo reclamar esas vacaciones?

Si al final decide aceptar las vacaciones de manera voluntaria por miedo, “esos días se podrían impugnar”, explica el abogado. Más allá de la situación actual provocada por el Covid-19, este tipo de cambios arbitrarios y directrices concretas sobre el disfrute de las vacaciones se pueden reclamar de igual manera a través de la Ley Reguladora. Eso sí, “se debe hacer en 20 días desde que se dio la instrucción. A toro pasado es más difícil recuperar los días”, advierte Casanovas.


¿Cuál es la manera correcta de actuar por parte de las empresas?

Si no se puede recurrir al teletrabajo, las empresas deben aplicar un ERTE. También cabe la posibilidad de hacer una reducción o adaptación de la jornada. Hay casos en los que los trabajadores han tenido que cogerse vacaciones con el argumento de que así seguirán cobrando mientras se hace efectivo el ERTE. Es cierto que, en el caso de que las suspensiones de contrato se deban a causas objetivas (económicas, técnicas, organizativas y de producción) relacionadas con el Covid-19, los trabajadores cobrarán el paro con efecto retroactivo desde que la empresa comenzó a tramitar el ERTE; no desde que se declaró el estado de alarma, como ocurre con los ERTEs por causa de fuerza mayor. 

Para esquivar el pago de esos días en los que la actividad ha decaído y no es necesaria tanta plantilla, las empresas llevan a cabo esta práctica ilícita .“Es mucho más operativo para las empresas que los trabajadores se cojan vacaciones voluntarias y no meterse en follones de procesos de reclamación de cantidad”, concluye Casanovas.



FUENTE: LA RAZÓN

Source: econsulting

Poradmin

¿Pueden obligarme a coger vacaciones por el coronavirus?

La huella y el reconocimiento facial conquistaron nuestros móviles: ahora (ya era hora) van a por nuestros portátiles

Qué bien se vive sin tener que estar metiendo (tanto) el PIN o el patrón en el móvil. Es algo que los usuarios de móviles hacemos ya mucho menos porque los lectores de huella y los sensores de reconocimiento facial son ahora mucho más seguros cómodos y rápidos.

Esa conquista se extiende ahora poco a poco a los portátiles: varios son los equipos basados en Windows que integran alguna de estas dos opciones, y los MacBook también han empezado a incluir un sensor TouchID. Una patente revela ahora que en el futuro también podrían dar el salto a sensores FaceID, y eso nos plantea un debate: ¿qué es mejor para el portátil y el móvil, el sensor de huella o el reconocimiento facial?

Leer más

Poradmin

La realidad virtual parece haber encontrado el precio, el formato y el catálogo para empezar a despegar

La realidad virtual parece haber encontrado el precio, el formato y el catálogo para empezar a despegar

El miedo a vivir un segundo batacazo como el experimentado con los televisores 3D ha estado ahí desde el despegue de la realidad virtual. Ocho años después de ver cómo el sueño noventero por excelencia se hacía realidad, ese miedo sigue ahí, pero empieza a ofrecer razones suficientes para mantener la calma.

Lo que parecía un monstruo que nos comía aquí y ahora ha resultado ser una carrera de fondo en la que poco a poco se van sentando las bases. Pese a los inherentes miedos, la realidad virtual empieza a arrojar algo de luz al final del camino. Tres héroes protagonistas, PlayStation VR, Oculus Quest y ‘Half-Life Alyx’, han sido los encargados de salir al escenario para gritarle al público que el espectáculo debe continuar.


Leer más

Poradmin

Soy músico y ofrezco mi música gratis por Internet: esto es lo que gano a cambio

Soy músico y ofrezco mi música gratis por Internet: esto es lo que gano a cambio

¿Ofrecerías tu trabajo gratis? ¿Sin recibir nada de dinero a cambio? Sea cual sea tu respuesta, hay gente que lo hace. Los músicos son un buen ejemplo de ello y plataformas musicales como Spotify o SoundCloud algunos de los escenarios donde lo hacen. Es cierto que algunas de ellas sí abonan algo de dinero a los artistas, pero hemos preguntado a cuatro de ellos por qué deciden subir sus creaciones musicales a esta plataforma y qué es lo que obtienen a cambio. Esta es su experiencia.

Un altavoz para mi música

Bruno Garca “Brunetto” se dedica a la música electrónica, Beats, Downtempo, IDM, Techno y Hip hop abstracto. Tiene perfil en SoundCloud desde 2013, cuando se dio de alta tras concluir que era la plataforma “más adecuada” para difundir su música y la de otros sellos (Irregular, Regular…) y agencia para los que trabajo (MiracleMgmt). “Sus prestaciones, su tirón, la posibilidad de ofrecer descargas gratuitas o sencillamente streaming completos bien enlazados a tiendas digitales, facilidad de compartir / embeber sus players… todo eso y alguna razón más me lo dejaron bien claro”, nos cuenta. Leer más

Poradmin

Plataformas de streaming, tomad nota: queremos ver estas 19 series que no tenéis en vuestro catálogo

Plataformas de streaming, tomad nota: queremos ver estas 19 series que no tenéis en vuestro catálogo

Si eres aficionado a las ficciones televisivas desde hace tiempo, atesorarás en tu recuerdo más de una serie que no ves desde que… bueno, desde que las viste en su día. Porque salvo que hayas tenido la prudencia de comprarlas en formato doméstico, fiarse de que en algún momento llegarán a una u otra plataforma de streaming es una auténtica actividad de riesgo (cultural). Mucho más en España, con menos vías de distribución y más líos con cuestiones como los doblajes y los derechos de emisión.

Aún así, nada nos impide alzar la voz y reclamar a las altas instancias del streaming que necesitamos revisar todas estas series. Las recordamos una a una y te contamos cómo se están emitiendo en Estados Unidos y qué posibilidades hay de que se reencuentren con las pantallas españolas.


Leer más

Poradmin

Cómo afecta un ERTE a trabajadores y empresas, en el contexto del Covid-19

Un ERTE (Expediente de Regulación Temporal de Empleo) es la adopción por parte de la empresa de una suspensión  temporal de la relación laboral con una parte concreta de sus trabajadores. Es decir cuando una empresa toma la decisión de despedir por un periodo de tiempo a una parte importante de sus empleados. El ERTE puede conllevar la suspensión de empleo o, una reducción de la jornada en caso de que no se necesite el despido de los trabajadores, siempre que esté debidamente fundamentado en «causas económicas, técnicas, organizativas o de producción».
El Estatuto de los Trabajadores, que es la ley, que regula este Expediente de Regulación Temporal de Empleo, establece un número mínimo de empleados para que las empresas puedan acogerse a ellos, para las empresas de 100 o menos empleados deberán aplicárselo al menos a 10; las empresas de entre 100 y 300 deberán aplicárselo al menos al 10% y las empresas de 300 o más se lo deberán aplicar, como mínimo, a 30 trabajadores.
Los afectados por los despidos de la crisis del Covid-19, cuya empresa haya realizado un ERTE, no seguirán cobrando su nómina sino que accederán a la prestación por desempleo. Es decir, tendrán derecho a una pensión por desempleo que será del 70% de la base reguladora durante los primeros seis meses y del 50% a partir de ese momento, aunque no cumplan el requisito de trabajo previo, que contempla la ET en condiciones normales, que todos los trabajadores que vayan a solicitar el paro, hayan trabajado al menos 360 días en los últimos seis años, para tener derecho a la prestación por desempleo.
Con respecto a los “posibles” despidos al volver a la actividad, en las modificaciones establecidas la semana pasada por el Gobierno se contempla un “salvaguarda de empleo”. “Las medidas extraordinarias en el ámbito laboral estarán sujetas al compromiso de la empresa de mantener el empleo durante el plazo de seis meses desde la fecha de reanudación de la actividad”, recoge el BOE. Es decir, no se puede despedir en los 6 meses siguientes al volver a trabajar la empresa.
Además, el ‘paro por ERTE’, por así decirlo, “no computará a efecto posterior”. Es decir, que no rebajará las prestación por desempleo que haya generado el trabajador por sus cotizaciones y a las que tiene derecho.
Para aquellos trabajadores que se encuentren en situación de incapacidad temporal (por la causa que sea), si la empresa para la que trabaja inicia un ERTE, ese expediente de regulación no se aplicará a su contrato de trabajo, ya que este está previamente suspendido por su incapacidad temporal, apunta la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU). Cuando reciba el alta médica, si continúa la situación de ERTE, se le aplicará.
Las empresas, se ahorrarán los siguientes costes, para una reducción de jornada, el salario desciende en la parte proporcional que baja la jornada. Lo mismo sucede con las pagas extra, pero no con las vacaciones. En el caso de la suspensión de empleo, por cada día no trabajado del empleado la empresa deberá descontar los días trabajados y la parte proporcional del descanso semanal. Tampoco se pagan pagas extra ni vacaciones. Y en los casos de «fuerza mayor» la empresa podrá ahorrarse el pago de la cotización a la Seguridad Social que le corresponde a la parte empresarial. El estado de alarma por el coronavirus sería una causa de fuerza mayor.

Para las empresas de menos de 50 trabajadores, la exoneración de pagar la cotización empresarial alcanzará el 100% y del 75% para las empresas que a 29 de febrero de este año tuvieran más de 50 trabajadores en alta en la Seguridad Social. Dicha exoneración no tendrá efectos para el trabajador, manteniéndose la consideración de dicho período como efectivamente cotizado a todos los efectos.
El Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) se encargará de tramitar de oficio la prestación por paro desencadenada por un ERTE vinculado al coronavirus. Esto implica que los trabajadores no tendrán que solicitarla sino que será la empresa quien lo comunique a las autoridades.
Tras los últimos cambios en el Consejo de Ministros, se puede aprobar en 5 días con efectos retroactivos. Los ERTE que se hayan aprobado por fuerza mayor relacionados con el coronavirus durarán lo que se extienda el estado de alarma, es decir de momento los 30 días aprobados por el gobierno.
Dada la gran variedad de casuística les recomendamos que consulten con cualquiera de nuestros despachos para aclarar todas las dudas que necesiten sobre este tema.
FUENTE: ADADE CENTRAL

Source: econsulting

Poradmin

Cómo afecta un ERTE a trabajadores y empresas, en el contexto del Covid-19

Plataformas de streaming, tomad nota: queremos ver estas 19 series que no tenéis en vuestro catálogo

Si eres aficionado a las ficciones televisivas desde hace tiempo, atesorarás en tu recuerdo más de una serie que no ves desde que… bueno, desde que las viste en su día. Porque salvo que hayas tenido la prudencia de comprarlas en formato doméstico, fiarse de que en algún momento llegarán a una u otra plataforma de streaming es una auténtica actividad de riesgo (cultural). Mucho más en España, con menos vías de distribución y más líos con cuestiones como los doblajes y los derechos de emisión.

Aún así, nada nos impide alzar la voz y reclamar a las altas instancias del streaming que necesitamos revisar todas estas series. Las recordamos una a una y te contamos cómo se están emitiendo en Estados Unidos y qué posibilidades hay de que se reencuentren con las pantallas españolas.

Leer más